25.7 C
San Juan de la Maguana

Aprende mejor con gimnasia cerebral: si no te mueves, te entumes

spot_img

MGTR Arilenny Perdomo Montero

Master en procesos
Pedagógicos y gestión en la educación infantil

Introducción:

Este capítulo seleccionado nos hace referencia sobre lo importante y esencial que es el movimiento para el aprendizaje, pero sería bueno conocer sobre el movimiento lo cual no es más que el cambio de posición que realiza nuestro cuerpo de un lugar a otro en un momento determinado;   esto nos genera una activación en nuestro cuerpo que activa nuestras capacidades mentales como memorizar, razonar, comprender, prestar atención, entre otras; es decir, nos permite realizar acciones, desde la más sencilla a la más compleja.

Los movimientos en coordinación activan las neutrofinas que son sustancias naturales que estimulan e incrementan las células nerviosas y el número de conexiones neuronales en el cerebro. En cada uno de nuestros músculos guardamos la memoria de los movimientos que hemos aprendido, si esto no pasara, incluso olvidaríamos como expresar nuestras emociones, cada vez que nos movemos de manera organizada y con gracia se activa todo el cerebro y se produce la integración, la puerta para el aprendizaje se abre de manera natural y espontánea, por eso si no te mueves te entumeces.

Este capítulo tiene como objetivo concientizar y hacer reflexionar al enunciatario de  que un cuerpo que no está en movimiento, es un cerebro que no responderá de forma adecuada ante situaciones,  generando un estanque emocional que le cohíbe razonar y buscar soluciones múltiples a situaciones del diario vivir; por eso nos llama a estar en movimientos y ejercicios  ya que para esto no hay edad, pues esto nos permite estimular el crecimiento y desarrollo del cerebro de una persona joven y también previene el deterioro en cerebros de personas mayores.

Reseña y valoración personal:

Me resulta muy interesante el énfasis que hace este capítulo sobre todo lo que nos perderíamos si nos quedamos entumecidos, debemos estar movimiento constante, pues cada acción  que efectuamos se convierte en un enlace vital para el aprendizaje y el proceso cerebral.

Es tan maravilloso como aprendemos mediante el movimiento, que incluso, si cuando niños aprendemos a realizar actividades cotidianas de una forma correcta, como vestirnos e incluso comer; estos movimientos repetitivos se aprenden y almacenan en nuestro inconsciente y lo seguiremos realizando el resto de nuestras vidas sin necesidad de aprenderlo nuevamente, pues esto queda incorporado en el musculo y entiendo que como padres o maestros debemos ser flexibles y tomar como gran responsabilidad el facilitarle a nuestros niños o alumnos un ambiente que les permita moverse con libertad para facilitar su desarrollo y aprendizaje.

Conclusión:

Al finalizar con este capítulo aprendemos que el movimiento nos permite que el aprendizaje se hace más placentero y más significativo, que debemos de  estar  consciente de que nuestro aprendizaje no tendrá el mismo nivel de estimulación si no está en movimiento que  el de una persona que si lo está. Somos los responsables de seguir ayudándonos a crecer al estar en constante estímulo para nuestro cerebro, ya que esto nos ayudara a favorecer con el desarrollo cognitivo, el estado emocional y la salud.

LIC. ARILENNY PERDOMO MONTERO

Dejar un Comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí