21.1 C
San Juan de la Maguana

Los hermanos Gourriel, una vergüenza para Cuba

spot_img
Cuba, obviamente no solo es la patria para todos los cubanos, sino
mas bien su hogar, su vida misma, el lugar en donde se forman hombres y
mujeres, el lar nativo en donde dieron sus primeros pasos y en donde
adquieren una educación escolar.
Yulieski y Lourdes Gourriel, le deben más a Cuba que lo que Cuba le
debe a ellos, las autoridades cubanas le dieron una educación gratuita,
si enfermaban no erogaban ni un solo centavo para recuperar su salud, su
integridad física estaba garantizada y lo forjaron como buenos
beisbolistas
.

Todos esos, entre otras cosas, los Gourriel la lanzaron al inodoro,
le dieron a la palanca para que se vaya por el desagüe cloacal para irse
detrás del brillo de los dólares americanos, traicionaron a su patria
por tan solo jugar béisbol en suelo yanquis.

Pienso que no se puede utilizar el término desertaron porque no
pertenecían a la milicia cubana, mas bien se puede decir abandonaron la
delegación deportiva para lanzarse a una incierta aventura para llegar a
los EEUU.

Digo incierta aventura, porque según los rumores que corren aquí en
dominicana, es que la ruta que eligieron fue Haití-Costa Rica, para
seguir atravesando países y tocar suelo americano ¿Quién sabe que le
puede ocurrir en esa travesía? 

Quizás no le ocurra nada, porque pienso que ya había un plan bien
concebido por quienes le metieron esa loca idea en sus cabezas, lo
cierto es que ellos nunca debieron darle tan duro golpe al pueblo
cubano.

Lo peor de todo esto, es que muchos cubanos no llegan a comprender,
que los malos de la película no son sus autoridades, sino más bien a
donde ellos salen huyendo que son los responsables de las debilidades
económicas que vive el pueblo de José Marti.

Yulieski y Lourdes no llegaron a entender, que son los gringos los
culpables de que los cubanos no tengan acceso a muchas facilidades del
mundo moderno y sobre todo a algunos alimentos, maquinarias, enseres del
hogar ect, etc.

Ellos, jamás comprendieron que durante más de 50 años Cuba has estado
luchando por mantener su libertad, su independencia y su soberanía, no
lo entendieron ni lo entenderán nunca.

Los Gourriel, no visualizaron nunca por su mente que su pueblo natal,
le dijo a los EEUU, no vamos a vivir arrodillados ante ustedes a cambio
de un plato de lentejas, jamás traicionaremos la causa de nuestra
revolución.

Si esos muchachos deslumbrados por el bullicio de los fanáticos en un
estadio gringo, hubieran asimilado el coraje que tuvieron los hermanos
Castro y sus compañeros cuando asaltaron el cuartel de La Moncada, no lo
hubiesen hecho.

Si hubieran pensado en los aciagos días de combate en La Sierra
Maestra del Che Guevarra, que siendo argentino peleaba para darle una
mejor vida a la población cubana, no habían abandonado a la delegación
deportiva.

Desgraciadamente el hecho ha sido consumado, ya los Gourriel no están
en la selección de béisbol cubana, se fueron a buscar los brazos del
enemigo número uno que tiene Cuba, el que le ha truncado el verdadero
desarrollo social a los cubanos.

Esta acción ha sido aprovechada por los enemigos tradicionales del
régimen cubano, la aplauden y animan a otros a salir de la isla, yo se
que muchos lo harán, y no es porque vivan mal en Cuba, mas bien por la
insatisfacción general que envuelve a todos los seres humanos desde que
nacemos.

¿Acaso los iraelistas después de haber sido liberados por Moisés de
los mas de 400 años que tenían siendo esclavo en Egipto cuando se
encontraban en el desierto no querían volver de nuevo al lugar en donde
eran esclavos?

Muchos de esos iraelistas querían volver hacer esclavo, no les
importaban los latigazos que recibieron en sus espaldas, lo único que le
importaba era volver a comer carne, era comer su unico objetivo.

Los Gourriel salieron de Cuba con el único objetivo de ganar dólares,
para lucir cosas nuevas que le son vedadas en su patria, y no por culpa
del sistema socialista, sino mas bien producto de un vergonzoso bloqueo
que impiden que esas cosas lleguen con facilidad a todos los cubanos.

Con el perdón de muchos amigos y familiares cubanos que tengo allá en
Cuba, pienso que a Yulieski y a Loudres Gourriel no se le puede
permitir la entrada nunca mas a la patria que lo vio nacer, y si
intentan volver a la mala, apresarlos y fusilarlos por haber traicionado
la confianza que se depositó en ellos.

Autor;  Roberto Paulino
spot_img

Dejar un Comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

spot_img